• Esta línea de subvenciones se aprobó en 2005 y acumula demoras que en muchos casos rondan la década, alcanzando las 4.000 comunidades de vecinos afectadas en Andalucía.
  • Juanjo Espinosa, el concejal no adscrito, perteneciente al Consejo Ciudadano de Podemos Málaga, presentará una moción para que el Ayuntamiento malacitano inste a la Consejería de Vivienda a dar una respuesta a los vecinos.

El parlamentario andaluz, Juan Antonio Gil, ha anunciado esta mañana en Málaga que llevará a la Comisión de Fomento y Vivienda del Parlamento de Andalucía una iniciativa para que las 4.000 comunidades de vecinos de la región, con la resolución de la subvención aprobada desde hace una década en numerosas ocasiones, puedan recibir una respuesta satisfactoria de la Junta: “Voy a trasladar esta demanda al consejero de Fomento y Vivienda, Felipe López, y hacerla realidad mediante una iniciativa”.

“La instalación de ascensores, construcción de rampas de acceso, y demás obras dirigidas a corregir la accesibilidad se convierten en un derecho humano, puesto que hacen posible la independencia real de amplios sectores de población”. Así, ha recordado Gil, que muchos de esos vecinos están a la espera de acometer una obra para eliminar las barreras arquitectónicas de las casas, en las que, en muchos casos, viven personas mayores y dependientes “condenados a no poder salir a la calle y tener una vida normal”.

Igualmente ha afeado la actitud de la Junta de Andalucía, que se olvida de pagar estas ayudas con las resoluciones ya aprobadas desde hace años, mientras que sí realiza “los pagos de ayuda a vivienda a sus Altos Cargos con exquisita diligencia, de cerca de un millón de euros todos los años para apenas 60 personas”.

Los casos de Málaga capital

Por otra parte, Juanjo Espinosa, el concejal no adscrito del Ayuntamiento de Málaga, miembro del Consejo Ciudadano de Podemos Málaga, Juanjo Espinosa, presentará la próxima semana una moción para que el consistorio malacitano inste a la Consejería de Fomento y Vivienda y a la Agencia de Vivienda y Rehabilitación de Andalucía (AVRA) “a abonar con la máxima celeridad posible las ayudas ya concedidas y comprometidas” y que pida a la “Delegación de Fomento y Vivienda en Málaga celebrar reuniones con las comunidades de propietarios” y “un informe en el que se detalle la situación de los expedientes relativos a las ayudas concedidas”.

Además, representantes de estos vecinos afectados han estado presentes en la rueda de prensa donde Espinosa presentaba la moción municipal. Así, Rocío Fernández, de la calle Padre Mariana de Málaga capital, ha informado que su comunidad tiene concedida la ayuda desde 2009, que alcanzaba el 75% del total de los gastos para poner el ascensor, es decir, unos 75.000 euros de los 100.000 totales, “el resto, unos 25.000 euros, lo metimos en una cuenta restringida que desde entonces no se puede tocar”. Además, ha indicado Rocío Fernández que “a cada momento nos piden otros documentos nuevos, están ahí buscando a ver en qué momento una comunidad se cansa”.

Francisco Javier Martín, de la Barriada Sixto, se encuentra en la misma situación, los edificios de su zona, que se construyeron en 1957, tienen cinco plantas más el bajo y no disponen de ascensor: “En mi bloque vive gente mayor y parejas jóvenes con carritos, y no pueden utilizar el ascensor porque no hay” ha indicado Martín, que también se ha quejado de que ya abonaron en 2009, cuando le concedieron la ayuda, la licencia de obra.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí