El empresario Manuel Muñoz Medina, dueño de Guadarte, ha presentado su dimisión como vocal de la Cámara de Comercio de Sevilla después de haber sido denunciado por la coordinadora de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez, por la agresión machista que sufrió en la sede de la institución el 20 de diciembre y en presencia de otras personas, entre ellos el presidente de la misma, Francisco Herrero León.

La renuncia se ha producido después de que la diputada haya presentado una denuncia, el pasado viernes, y tras haber trascendido el asunto a la prensa, lo que ha llevado a Francisco Herrero León y al resto de la comisión ejecutiva a plantearle su salida a Manuel Muñoz Medina para no dañar la imagen de la institución. El empresario no lo ha dudado, después de que también el pasado viernes expresara su “arrepentimiento” por lo ocurrido pidiendo por ello disculpas: “Jamás volveré a gastar una broma de tan mal gusto”.

Dejar respuesta